11 sept. 2009

Curiosidades: Cinco datos de la Luna que no conocias


Este año fue eminentemente lunar. La celebración de los 40 años de la llegada del hombre a la Luna estuvieron presentes absolutamente en todos los medios, y obviamente nosotros no faltamos a la cita. En esta ocasión volvemos a hacer referencia a nuestro bien amado satélite, aunque más bien para hablar de superficialidades.

A continuación recogemos ese tipo de información tan inútil como interesante, que es en realidad la que siempre nos detenemos a leer. Desde FuldHamaal recogemos cinco curiosidades, datos relativos a la Luna que seguro no conocías y que vale la pena conocer.

1. Los primeros seres en orbitar la Luna fueron tortugas. Seguro que sabes quienes son Neil Armstrong y Buzz Aldrin, y justamente en este 2009 han tenido bastante protagonista. Sin embargo, los rusos se adelantaron a ellos enviando la prueba Zond 5, un módulo que orbitó la luna en 1968 portando un conjunto de seres vivos que incluían tortugas, gusanos, semillas, moscas y otros seres vivos. Los seres retornaron a la Tierra con vida y saludables, e hicieron historia.


2. La Luna se formó por una colisión. Bien, en realidad el origen de la Luna es todo un misterio, y la ciencia continúa debatiendo fuertemente al respecto. Sin embargo, una teoría con bastantes adeptos es la que sostiene que la Luna se formó por la colisión de un objeto con la Tierra, el cual envió a su órbita varias rocas, que con los años se condensaron y dieron lugar a la Luna.

3. La sombra de la Luna se mueve más rápido que el sonido. Durante un eclipse la sombra de la Luna que se proyecta sobre la Tierra tiene diferentes velocidades: en el Ecuador 1074 mph, y en los polos alcanza 5000 mph. Estas velocidades superan la del sonido (768 mph). Si la sombra hiciera ruido, un eclipse produciría un boom acústico sobre la Tierra.

4. La Luna fue azul. Bien, no literalmente, pero en 1883 un evento produjo esta extraña imagen. En ese año erupcionó el volcán Krakatoa en la región geográfica de Java y Sumatra. El volcán creó una densa nube de cenizas que se esparcieron en la atmósfera, y que hicieron que desde la Tierra la Luna se viese de color azul, fenómeno que duró dos años enteros.

5. La Luna tiene terremotos. Así como lo oyes. Aunque no se trata de los mismos terremotos terrestres, la luna también posee su versión, causada también por la actividad geológica interna del cuerpo celeste.

[Fuente: Ojo Cientifico]